3 diciembre, 2015

Suele ser frecuente que los pacientes obesos con cirugías abdominales tengan un defecto en el cierre de la pared por las presiones altas que maneja el abdomen debido a su obesidad. Este es un caso que requirió corrección posterior a una nefrectomía para donar el riñón a otra persona.

En personas sin sobre peso también puede ocurrir este problema, lo que sugiere tener una buena técnica quirúrgica para cerrar los defectos de la pared y un buen cuidado post quirúrgico por parte del paciente para tener una cicatrización adecuada sin formación en un futuro de estas eventraciones.

Nombres*
Correo*
Teléfono*
Comentario*